Sugerencias de cómo orar por un nación

A continuación encuentra una sugerencia de cómo podemos orar por nuestras naciones. Las citas bíblicas anotadas acá ayudan a dirigir nuestras oraciones. No olvide orar por su nación orando en el Espíritu (Rom.8:26-27 / Jud.20).

Use esta guía en sus oraciones personales, en grupos hogareños, células, en la iglesia, etc
Dios nos llama a orar por nuestras naciones y ciudades:

“Y trabajen por la paz y prosperidad de la ciudad donde los envié al destierro. Pidan al SEÑOR por la ciudad, porque del bienestar de la ciudad dependerá el bienestar de ustedes” (Jer.29:7). 

“Ora de ese modo por los reyes y por todos los que están en autoridad, para que podamos tener una vida pacífica y tranquila, caracterizada por la devoción a Dios y la dignidad” (1Tim.2.2) 

“Dios amenazó con destruirlos, pero no lo hizo por Moisés, su escogido, que se puso ante él en la brecha e impidió que su ira los destruyera” (Sal.106:23)

SUGERENCIAS:

Por un verdadero arrepentimiento y un genuino avivamiento en el pueblo de Dios (2Cron.7:14  / Sal.119:37 / Hab.3:2 / 2Tim.1:6). Antes de orar por otros debemos orar por nosotros y nuestra relación personal con Dios (1Jn.1:5-10 / Prov.28:13 / Sal.32:3-5).

Por la salvación de las almas (1Tim.2:4 / Ez.18:32 / 2Pe.3:9) y porque obreros sean enviados a la cosecha (Mt.9:36-38 / Mt.28:19-20 / Mr.16:20 / Hch.8:4).

Porque la Palabra de Dios sea glorificada y predicada con claridad (2Tes.3:1 / Is.55:11 / Ef.6:19 / 1Tes.2:13). Por la protección de los predicadores (2Tes.3:2-3 / Is.54:17). Por la voz profética genuina (Prov.29:18 / Jer.3:15 / 1Sam.3:1).

Por la institución familia (Mal.4:6 / Is.59:21 / Sal.112:1-2 / Dt.7:9-15 / Ef.5:21-33 / Ef.6:1-4). La institución familia está siendo atacada por falsos conceptos sobre familia, por los miles de abortos efectuados a diario, la perversión sexual, valores temporales, etc. Familias disfuncionales e insanas resultan en una nación débil.

Por las autoridades y gobernantes (1Tim.2:1-4 / Sal.2:10-11 / Neh.1:11 / Sal.72:1 / Dn.4:27 / Dn.6:4-5). Dios bendice una nación que guarda los estándares de justicia (Prov.14:34 / Juec.2:6-14 / Is.60:12). Dios nos llama a orar por los gobernantes y las autoridades en una nación (1Tim.2.1-4 / Ez.13:5)

Por la recuperación de los valores firmes (Prov.28:2 / Prov.29:2 / Prov.20:26-28 / 1Tim.2:2).

“No se inquieten por nada; más bien, en toda ocasión, con oración y ruego, presenten sus peticiones a Dios y denle gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús” (Filp.4.6-7)

¿Tiene usted otras sugerencias de cómo orar por una nación? Añada por favor las respectivas citas bíblicas a cada una de sus sugerencias.

Seguir y Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *